Leña del árbol caido

 
 
              Hay una característica de los argentinos que admiro. Ellos aman a sus ídolos
         y los defienden a ultranza; es el caso de Diego Maradona, que a pesar de
         todas sus "caidas", cuenta con el apoyo incondicional de  muchos compatriotas
         suyos.
             Escribo esto, porque he leido que Ronaldihno, ya no está jugando como en sus
         primeros tiempos, y ya están apareciendo comentarios muy malos sobre él.
    
        
          
 
        
 
         Cada vez que aparece un deportista destacado, los periodistas lo alaban, lo endiosan,
         lo invitan a todos los programas de tv donde aparece rodeado de bellas mujeres, etc.
         hay que ver lo que sucede si este deportista sufre un revés en su carrera.
         Yo me quedo con esto:
 
 
 
        
 
        
         
          
 
         
  
       
 
       
 
       
 
 
    
            
          
                                            
                                
         
                           
 
Esta entrada fue publicada en Entretenimiento. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Leña del árbol caido

  1. Nelo dijo:

     

    Yo creo que a un deportista se le adora como a un ídolo, por lo que representa, por sus valores, por sus méritos y por el ejemplo que implica para los jóvenes.
    Cuando un deportista, un ídolo de ésas características, se autodestruye, destruye las ilusiones de los demás, pero cuando toma la senda equivocada, el mal ejemplo,  se convierte en un peligro social.
    Ese es el caso de Maradona. Sin embargo, siempre tendrá los seguidores en aquellos entusiastas del pasado que no quieren reconocer mas que sus propios éxitos y los que ensalzan su propio ego a costa de lo que sea y por encima de todo.
    Hay cosas dignas de alabar, pero también hay cosas que son de reprochar, porque aunque cada uno tiene su libertad para hacer lo que le venga en gana, es ésa misma libertad, la que le confiere una responsabilidad en cuanto a lo que repercuta o pueda repercutir en la libertad de los demás…, sobre todo en la gente joven y en aquellos que depositaron su confianza en él como persona y símbolo.
    El caso de Ronaldinho es diferente. Su historia actual es una historia producida en las redacciones de los periódicos y por personajes vinculados a su entorno.
    No es de recibo que unas rencillas personales con un entrenador, acaben con la fama de buen jugador de una persona que sabe jugar y hacer su trabajo.
    Esa publicidad enardece al personal e intoxica a la gente con informaciones demagógicas que acaban por desprestigiar a una persona. Eso que podría ser motivado también por motivos económicos (en este caso no lo es) es debido a que el club en el que trabaja, es una empresa y manda quien manda. El error, es de ellos, allá ellos con sus decisiones y con las consecuencias que de ellas se derivan.
    Cualquier persona tiene derecho a divertirse como le de la gana, que para eso trabaja.
    Otra cosa es tomar drogas y hacerlo público, siendo quien se es.
    Hay cosas que se pueden defender con la conciencia, pero hay cosas que no se pueden defender con la conciencia y cada uno, que haga lo que quiera.
    Saludos.
     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s